El bienestar profesional en tiempos de la Humanización. Boletín N46 primavera 2020

J. Camilo Vázquez Caubet

(La opinión aquí expresada corresponde únicamente al autor del artículo, y no necesariamente representa la del resto de miembros de su equipo de trabajo)

La llamada Humanización busca ofrecer a los usuarios del sistema sanitario un trato personalizado, a la altura de la dignidad que nos corresponde a todos por el simple hecho de contarnos entre los seres humanos.

Humanizar se supone que es hacer énfasis en la necesidad del buen trato, especialmente en los momentos de mayor vulnerabilidad, cuando la enfermedad nos dificulta reclamar esa dignidad que pelearíamos sin problema en caso de estar sanos.

El proyecto puesto en marcha a lo largo y ancho de nuestras organizaciones resulta enormemente ambicioso y ha conseguido despertar el entusiasmo de muchos compañeros y compañeras. Pero entre otros aviva un cierto desencanto. Uno podría preguntarse, ¿existirá algo así como una Humanización de la que se puedan beneficiar los profesionales sanitarios? ¿Tiene sentido acaso plantearse la pregunta?

Continue reading

Posted in Boletines, Contenidos | Leave a comment

Ante la crisis sanitaria, respuesta comunitaria.

Ante la crisis sanitaria, respuesta comunitaria. AMSM

En los últimos días hemos sido testigos del comienzo de una crisis social y sanitaria de una magnitud sin precedentes. Las necesidades de salud de la población han cambiado de manera sustancial y se han tenido que tomar medidas de calado como restringir la libre circulación de las personas y abogar por el aislamiento de la población. Los servicios sanitarios se encuentran al límite su capacidad y por ello la atención programada y ambulatoria está reconfigurándose de manera que estos puedan atender la demanda provocada por la pandemia causada por el SARS-CoV-2. Como parte del sistema sanitario, los recursos de Salud Mental forman parte de esta reorganización que está afectando a los diversos dispositivos de la red: unidades de hospitalización (UHB), los centros de salud Mental (CSM), hospitales de día, los recursos de rehabilitación de media y larga estancia, la red de atención a las drogodependencias, y los recursos rehabilitadores sociosanitarios (miniresidencias, pisos, CRPS, centros de día, equipos de apoyo sociocomunitarios, entre otros).

La preparación y planificación son tareas indispensables para que la reorganización de los servicios sanitarios afecte en la menor medida posible a la atención de los pacientes en situaciones más graves y de extrema vulnerabilidad. Por ello es vital que se priorice y garantice la atención a estos pacientes tanto a nivel ambulatorio, como a nivel de los dispositivos rehabilitadores y de hospitalización.  Los estudios y la experiencia en situaciones de crisis epidémicas (epidemia de SARS-CoV en 2003, pandemia de gripe H1N1 en 2009, epidemias de Ébola 1976, 2013 y 2017 entre otras) pueden ayudarnos a anticipar las necesidades relativas a los servicios de salud mental durante y después de un brote. No obstante, nos enfrentamos a una situación sin precedentes debido a la magnitud del brote epidémico y al hecho de que nuestro modelo comunitario de atención a la salud mental no se ha enfrentado a una situación parecida con anterioridad.

Debemos anticipar que la pandemia y las medidas de Salud Pública adoptadas  pueden suponer un importante foco de estrés para los pacientes y un potencial cercenamiento de sus redes de apoyo y de cuidado. Las personas que tengan un especial grado de vulnerabilidad y dependencia y, que diariamente reciben apoyo por parte de su entorno o de la atención en alguno de los dispositivos antes citados, pueden verse en situaciones de especial desprotección. En esta línea, el impacto económico y social de esta situación puede repercutir en los recursos a los que estos pacientes pueden acceder y dificultar el acceso a bienes y servicios de primera necesidad. Por todo ello, consideramos que:

  • Los CSM deben garantizar unos equipos mínimos en turnos de mañana y tarde para sostener la continuidad de cuidados y la atención urgente para aliviar la presión asistencial de los hospitales generales, dada su situación actual de sobrecarga y con la expectativa de que esta empeore en los días venideros. Es importante que se pueda mantener un seguimiento y atención telefónica o telemática a los pacientes, priorizando aquellos que presenten una mayor gravedad. De igual forma se reforzarán y se establecerán equipos de atención domiciliaria para los casos donde se valore que la atención telemática sea insuficiente.
  • Es vital reforzar la coordinación entre los hospitales y los CSM para mantener la continuidad asistencial, apoyar a los profesionales que prestan servicio en estos centros y para evitar la desprotección de pacientes graves.
  • Es necesario apoyar a las minirresidencias y recursos de rehabilitación con el personal necesario para poder sostener las demandas de una población particularmente vulnerable en recursos que no están pensados para sostener una situación de aislamiento de estas características.
  • Los profesionales sanitarios deben contar con las adecuadas medidas de protección para velar por su salud y evitar contagiar a la población a la que prestamos servicio.
  • Las medidas de apoyo a los profesionales que de manera espontanea están surgiendo es muchos de los centros sanitarios son una muestra del compromiso y de la voluntad de ayuda que caracteriza a muchas de las profesiones sanitarias. Consideramos que dichas iniciativas deben respetar las indicaciones y recomendaciones relativas al apoyo psicosocial en emergencias humanitarias y catástrofes en ámbitos como la planificación, coordinación e indicación de las intervenciones. Con especial énfasis en el respeto a las costumbres y formas comunitarias de dar sentido a experiencias adversas y traumáticas y sin que estas formas de ayuda menoscaben la reorganización de los servicios a los pacientes en situaciones de especial vulnerabilidad.

Conforme la situación vaya mejorando, surgirán nuevas necesidades y problemas a los que tendremos que dar una respuesta. Por ello consideramos importante que en paralelo a la resolución de esta crisis podamos planificar y coordinar una respuesta comunitaria ante la misma y la futura demanda que esta desencadene a nivel de la población y de los profesionales que trabajan en los servicios de salud. Ante la crisis sanitaria, respuesta comunitaria.

 

Junta de la Asociación Madrileña de Salud Mental

 

 

Posted in Noticias | Leave a comment

Volverán los abrazos

Desde que el coronavirus llegó a nuestras vidas, los Servicios de Salud Mental le damos vueltas a cómo ayudar a sostener el sufrimiento emocional derivado de esta crisis sanitaria, humana, económica, social. El día a día desde la Hospitalización Domiciliaria está siendo complicado. Las visitas a domicilio son de lo poco que está recomendado así que seguimos trabajando a tope, las personas a las que atendemos se multiplican por días. Antes de entrar en las casas nos ponemos la mascarilla y el desinfectante. La gente nos recibe inicialmente con desconfianza, llevar la cara tapada te mantiene a una distancia infinita de las personas, nunca lo habíamos experimentado. Hemos dejado de mostrar sonrisas, asombro, miedo. Las entrevistas son difíciles pero la gente agradece mucho que les visitemos en este duro periodo de aislamiento. Lucía y su marido nos conocen desde hace años pero al llegar no atinan a saber quiénes somos con las mascarillas. Nos las bajamos un instante para que estén tranquilos, nos reconocen y sonríen, rápidamente el clima cambia. Sonia nos cuenta que sus vecinos cantan juntos “Resistiré, para seguir viviendo”. Ella está convencida de que la vigilan y se queda parada escuchando, inmóvil, sin poder cantar. Al final de la entrevista nos dice que le encantaría poder cantarla con ellos, que siente mucho miedo de todo lo que pueda ocurrir y que pasa gran parte del día limpiando para no contagiarse. Violeta nos llama antes de que lleguemos para decirnos que ha pensado que es mejor que pasemos a su casa sin zapatos para estar más segura, a la entrada nos tiene preparada una alfombrita donde dejarlos. Lola nos cuenta que han ingresado a su prima, que está muy malita. Nos dice impactada que hace poco estaba de viaje con unas amigas en Francia. Todos nos cuentan cómo llevan el encierro en casa, la angustia de no poder salir, de no saber cuánto va a durar esto. Yo sólo tengo ganas de darles un abrazo que no llega.

Salimos de las casas y a veces lloramos. Nosotros no estamos exentos del miedo, de la incertidumbre, de la soledad. En nuestras casas también suceden historias parecidas. Y nuestros equipos se modifican día a día. Hay gente que tiene que darse de baja porque se contagia, otras que se van al hospital porque se necesitan personas que se encarguen de atender a los pacientes con coronavirus. Las recomendaciones sanitarias son cambiantes y de forma estrepitosa vamos dando giros en la reorganización de los equipos, en las intervenciones que podemos hacer. Nos buscamos la vida y reinventamos formas de acercarnos y acompañar a la gente que sufre.

Ayer cerraron nuestra planta de psiquiatría y la planta de pediatría para alojar a más pacientes ingresados por coronavirus. Es horrible ver cómo el hospital público se desborda. Ahí hemos nacido y crecido como profesionales, conocemos sus rincones, sus trampas, sus secretos. Conocemos lo que ha sufrido en los últimos años de gobiernos de derechas que se han encargado de desmantelarlo y reforzar la sanidad privada. Esos lugares que en estos momentos de urgencia, de crisis, no están para arrimar el hombro y que aguardan tranquilos esperando volver a lucrarse de las enfermedades rentables, de las fáciles, de las que no suponen un reto. Eso sí, una vez que todo esto pase. Nuestros pacientes han sido trasladados a unidades monográficas de Salud Mental y el hospital se ha convertido en un hervidero de coronavirus, miedo, muerte y llanto. Está siendo durísimo vivirlo, impensable, es como si se estuviera derrumbando nuestra casa. Sólo me alivia saber que estamos juntos en esto.

A las 20:00 de la tarde aplaudimos con fuerza. Es el momento del día en el que consigo llorar de verdad, os admiro compañeros. Sois enormes, valientes, teneis un corazón gigante, gracias por todo. Sólo tengo ganas de abrazaros. De llorar con vosotros como llora la gente que se quiere, junta. Sin distancias, sin mascarillas, con menos miedo.  Sueño con ello y me tranquiliza pensar que algún día, volverán los abrazos.

 

Carmen Cañada Gallego

Psiquiatra de Hospitalización Domiciliaria

Hospital Universitario Príncipe de Asturias (Alcalá de Henares), 21/03/2020

Posted in Noticias | Leave a comment

BOLETÍN PRIMAVERA 2020 Nº 46 COMPLETO

Os dejamos el boletín completo, Nº 46. Esperamos que lo disfrutéis. Gracias a todas colaboraciones que han hecho posible este nuevo número.

AMSM Nº 46

Posted in Boletines, Boletines completos | Leave a comment

Adelanto: próximo editorial y fecha de las jornadas.

Después de recibir la pregunta desde diferentes lugares acerca de la fecha de las jornadas de la madrileña de este año, nos decidimos a escribir este editorial en el que compartir con vosotros el punto en el que estamos. La primera y buena noticia es que sí habrá jornadas este año, pero las hemos pasado a noviembre y en principio serán de nuevo en el Matadero. Ya las tenemos perfiladas pero preferimos contaros un poco más cuando estén listas y la fecha definitiva confirmada.

Todos los años nos sucede algo similar, los últimos meses de organización de las jornadas son muy intensos, con reuniones frecuentes, imprevistos de última hora, cambios, dudas. Y, de un tiempo a esta parte, cuando terminan las jornadas dejamos de hablarnos un tiempo, nos invade una resaca difícil de aliviar, que tiene que ver con la sensación de no haber sabido construir un espacio seguro para todos los participantes, con el temor de haber decantado el discurso hacia alguna de las partes, de haber descuidado el sufrimiento de alguien.

Este año la situación fue distinta. Digamos que las jornadas pasadas nos dejaron un poso diferente, de alguna forma nos sentíamos tocados, desconcertados, con dificultades para encontrar de nuevo nuestro rumbo. Más que nunca, frente a la necesidad de un diálogo reparador nos pareció que emergían discursos polarizados; queriendo aproximarnos a la complejidad del sufrimiento psíquico por momentos parecía que podía explicarse a través de dos etiquetas de bordes rígidos e infranqueables: las víctimas y los verdugos; los factores socioeconómicos que tantas veces hemos defendido que nos atraviesan y condicionan la salud mental y nuestras prácticas parecían poder resolverse con el esfuerzo individual… Y francamente, nada de esto nos cuadraba….

Quizás parte de esto se produjo porque se abrieron temas complejos, de mucho sufrimiento, que se abordaron  en un grupo muy grande y con poco tiempo. El clima de las jornadas fue duro en algunos momentos, hablar del malestar psíquico y de cómo nos acercamos y alejamos de él es muy difícil. Hubo voces que no pudimos escuchar, personas que no se sintieron lo suficientemente recogidas para poder hablar. Los tiempos no fueron suficientes. Y es que hay conversaciones a las que hay que dedicarles un rato largo. Sabemos que en las jornadas decepcionaron a algunos, gustaron a otros y generaron confusión en muchos. Intentamos hacerlo lo mejor posible pero no salieron como queríamos.

Como Junta tenemos unas pocas cuestiones claras. Algunas tienen que ver con nuestros objetivos como asociación y con que solo podremos alcanzarlos escuchando voces diferentes. También tenemos claro que las diferencias no emergen si quien las expone es etiquetado y descalificado. Sabemos que hay mucho que eliminar, mucho que reparar y mucho que construir, pero cuando todo ello se hace desde un solo ángulo lo construido, no se sostiene. Sabemos con certeza que la pelea no solo consiste en concienciar individuos sino en transformar estructuras, y que estas solo cambian si luchamos juntos. Pero es imposible luchar con la misma estrategia porque ocupamos lugares diferentes. No hay solo un camino, no hay solo una manera… y menos mal… cualquier otra cosa suena mesiánica.

Pero sin duda, de lo que más tenemos es incertidumbre… de si entre todos sabremos construir conjuntamente puentes, ventanas, alas… de si podremos sostener decisiones difíciles y pagar el peaje, de si podremos permanecer diferenciados abordando la tarea común.

Este año hemos decidido posponer las jornadas a noviembre. Necesitábamos aprender de lo vivido y pensar en cómo construir un espacio seguro en donde pudiéramos contar con todas las voces, sin caer en maniqueísmos. No sabemos si podremos conseguirlo, pero vamos a poner todo nuestro esfuerzo. No es fácil compatibilizar esta tarea con el trabajo, los cuidados y el ritmo frenético que nos exige el neoliberalismo. Quizás también tenemos pendiente la tarea de digerir que siempre estaremos en falta, que no gustaremos a todos, y que es necesario pagar un peaje cuando se renuncia a la omnipotencia y se abraza una posibilidad.

Con todo, si ampliamos el foco la vivencia que tenemos de las jornadas de los últimos años es positiva. Sentimos cierta satisfacción por todo lo recorrido. Confiamos en que la dificultad es inherente al camino que nos toca de construir una atención a la Salud Mental que sea comunitaria, pública, libre de coerción, basada en los derechos de las personas. Sabemos que ese horizonte no es fácil. Que cambiar las cosas conlleva tiempo y ganas, hacernos heridas, curarnos juntos. Y confiamos también en que son necesarias las caídas, conflictos y revueltas para construir desde lo común. Estamos encantadas de continuar camino, con sus avatares, sus goces, sus tropiezos, sus pasiones. Hemos reflexionado acerca de los actores que necesitamos para continuar y nos hemos convencido de que es justamente la polifonía de voces que hemos conseguido en las jornadas de los últimos años, la que nos sirve de brújula.

hasta pronto,

Junta AMSM

Posted in Noticias | Leave a comment

Presentación del libro “Del hachís y de la alienación mental” de Moreau de Tours

Desde la AMSM tenemos el placer de invitaros el próximo 27 de febrero a las 18:30 en el Colegio de Médicos de Madrid a la presentación del libro “Del hachís y de la alienación mental” de Jacques-Joseph Moreau (1804-1884), más conocido por Moreau de Tours, alumno de Esquirol y perteneciente a la generación del brillante alienismo francés.

Es la primera vez que esta obra, de enorme interés, es traducida al castellano. Dicha traducción ha sido promovida por Enric Novella (profesor de la Universitat de València e investigador del Instituto Interuniversitario de la Historia de la Medicina y de la Ciencia López Piñero) contando con la colaboración de Silvia Fervenza y Marisa Cuñat. Viene precedida por una introducción de José María Villagrán.

Esta publicación constituye el volumen nº30 de la Colección de Libros de Historia de la Asociación Española de Neuropsiquiatría (AEN), cuya lectura resulta valiosísima para comprender de dónde viene la atención a la salud mental que proporcionamos hoy en día y para conocer en profundidad las raíces de nuestro acervo cultural.

Una de las aportaciones más interesantes de esta publicación es que está basada en la propia experiencia del autor y sus amigos del Club des Hashischins como el novelista y poeta Gautier (1811-1872) o Baudelaire (1821-1867), apelando a la introyección como una fuente para el conocimiento.

Para la presentación y coloquio contaremos con Carmen Cañada, Olga Villasante y Enric Novella. ¡Os esperamos!

Posted in Actividades AMSM | Leave a comment

V Premio Ángel Garma de la AEN al mejor trabajo de Psicoanálisis

Os reproducimos la convocatoria del V Premio Ángel Garma de la AEN al mejor trabajo de psicoanálisis

En un tiempo que pretende que la condición humana pueda reducirse a una maquinaria biotecnológica, intentando contabilizar lo incontabilizable, renegando, en suma, de la complejidad de la subjetividad, el Psicoanálisis está vivo. Muy a pesar de los notables intentos de denigrarlo y darlo por muerto, su producción teórica y la presencia de su práctica clínica en las consultas privadas y en las instituciones públicas es la marca de su resistencia. Además de los grandes nombres de S. Freud, J. Lacan, etc… la producción psicoanalítica persiste, pues el Psicoanálisis es actual en su labor teórico-clínica cotidiana.

¿Por qué este Premio Ángel Garma?

Ángel Garma nació en 1904 en Bilbao y murió en 1993 en Buenos Aires, donde se exilió después de la Guerra Civil. De familia paterna cántabra, siempre estuvo ligado a sus tierras de origen. Aquel psiquiatra, socio de la AEN de aquellos primeros años de existencia y formado en psicoanálisis en Berlín, fue el primer psicoanalista de lengua española reconocido por la IPA, fue pionero del psicoanálisis argentino -cuna de tantos psicoanalistas de todo el mundo- y su obra trascendió internacionalmente en temas como la psicosomática, los sueños, la técnica psicoanalítica, etc…

Por todo ello, pretendemos rendir un homenaje a su persona y a su obra. Desde la AEN del País Vasco se formalizó dicho reconocimiento en el año 2010, donándose el fondo documental a la Biblioteca Foral de Bizkaia1 y realizando gestiones para honrar su figura como colocar una placa en el edificio donde nació y residió durante su infancia, en la Gran Vía de Bilbao. Tras aquella iniciativa de OME-AEN, es el conjunto de la Asociación Española de Neuropsiquiatría-Profesionales de Salud Mental quienes proponen e impulsan este Premio. Así es que el Premio se organizó por primera vez en Bilbao, en el año 2013; el IIo fue en Zaragoza en 2015; el IIIo en Santander en 2017 y el IVo en Barcelona el 2019. Ahora la Sección de Psicoanálisis de la AEN convoca la Va edición en Madrid para el año 2021.

¿Qué se premia? Continue reading

Posted in Noticias | Leave a comment